Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicio. Si continúas navegando, consideraremos que aceptas su uso.

Siempre podrás obtener más información sobre qué cookies utilizamos y cómo desactivarlas en nuestra política de cookies.

Estoy de acuerdo

Se lee en 3 mins

El show interno de la nueva política

Poco ha durado la unión en Podemos. Ha comenzado su guerra interna, que es mediática por naturaleza

Quizá alguno en Podemos o Ciudadanos esté pensando qué bien lava sus trapos sucios el PP. Todo queda tras las opacas puertas de la sede. De cualquiera, desde Génova a la de la más pequeña provincia. Es ese sentido del orden que este presidencialista partido lleva demasiado a gala. Los nuevos, Podemos y Ciudadanos, son más proclives al espectáculo cuando ponen en juego la democracia interna. Sobre todo Podemos, porque en Ciudadanos empiezan a deslizarse tintes que parecen heredados de la derecha española. Aspecto que tampoco sería tan sorprendente. Bien le vendrá a Ciudadanos alguien que lidere una corriente alternativa a la de Rivera.

Pero el espectáculo está en Podemos. A fuerza de ser transparentes (en lo que les conviene) sus rencillas internas afloran en redes sociales y medios de comunicación. Hay de todo: amenazas, pleitesía al líder, recados para buenos entendedores, advertencias a los críticos... La guerra entre los amigos que se inventaron un partido que digo yo que ya se estará estudiando en las facultades ha empezado. Y los modos son los de cualquier guerra política.

Es raro no desayunar con una nueva noticia sobre Podemos, un partido que está a punto de dar el salto hacia el culto al líder, a eso que tanto empieza a incomodar a pesos pesados podemitas y que desde fuera se vaticinaba desde sus primeros compases. Poco les ha durado la unión, no sé si por diferencias ideológicas o porque el poder alimenta la ambición. 

Es difícil no encontrar similutudes en el planteamiento organizativo con el comunismo de infaustas épocas pasadas. Por eso no termino de creerme lo de la autodeterminación y la sepación de Cataluña. ¿Dónde se vio una URSS que permitiera la independencia, por ejemplo? Aunque esto España, claro, y eso siempre incrementa la incertidumbre.  

Regala Neupic. Regala una tarjeta black.Activa tu tarjeta.