Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicio. Si continúas navegando, consideraremos que aceptas su uso.

Siempre podrás obtener más información sobre qué cookies utilizamos y cómo desactivarlas en nuestra política de cookies.

Estoy de acuerdo

Se lee en 2 mins

Del boicot a la realidad

Fernando Trueba estrena 'La reina de España' mientras sufre un boicot por su falta de sentimiento español

Deleznable boicot a nuestra cultura el que ha propuesto parte de la derecha española. Esa derecha que boicotea al cine y a las industrias catalanas, pero que se mantiene impasible ante tropelías -si esto lo fue- mucho mayores. También la izquierda funciona igual pero por las causas contrarias. Así nos va.

El tuit más acertado que he leído sobre esta polémica lo escribía Alberto Rey: "El problema de Fernando Trueba es que sus películas no son tan buenas como para que él pueda permitirse ser tan bocazas y tan antipático". Y creo que tiene razón. Almodóvar puede permitirse lo que Trueba no. Y es una cuestión puramente artística, de talento.

La prueba es una realidad a la que a lo mejor no le apetece enfrentarse. El boicot se lo ha hecho la derecha, pero la izquierda, la suya, la tampoco ha ido al cine. 387.000 euros en su primer fin de semana demuestra que pocos han pasado por las salas. Es decir, que su obra no responde ni al gusto del público ni al de los críticos.

Trueba cometió la imprudencia de posicionarse contra un valor esencial para muchos españoles. No sé si queriendo caer en gracia o evidenciando la triste esencia española que nos hace diferentes al resto de países pero que también nos condena ante populismos y movimientos dispuestos a saltarse la ley para instaurar su supuesta democracia. Ahora no le queda otra que apechugar en este país tan cainita, que diría Reverte. Esencia nuestra, también.

*Foto: Casa de América en Flickr.

Regala Neupic. Regala una tarjeta black.Activa tu tarjeta.